Por primera vez, hacen una renovación integral del Puente de la Mujer

El Ministerio de Espacio Público e Higiene Urbana porteño por primera vez intervendrá el Puente de la Mujer con madera plástica.

Son 100 mil las “botellas de amor” que utilizarán para renovar los más de 800 metros cuadrados de superficie que tiene el puente (160 metros largo por 5 metros de ancho). Será un mes y medio de trabajo necesario para recuperar el esplendor de este gran ícono porteño que en diciembre cumple 20 años y que de este modo atravesará su primera renovación integral.

Como parte de los trabajos, se retirará la madera existente. Se limpiará toda la estructura a través del hidrolavado para eliminar cualquier tipo de elemento contaminante.

Luego, se protegerá la superficie con pintura anticorrosiva. De forma manual, se colocará el nuevo deck de madera sustentable sobre toda la estructura del puente.

Según se explicó, este tipo de material es más resistente, duradero y requiere menor mantenimiento que la madera tradicional.

Vale mencionar que la madera que se retira se enviará a tres lugares distintos para ser reutilizada dependiendo cuál sea su estado (Centro Cultural Piedrabuenarte, Centro de Compostaje Indoamericano y CRC).

En cuanto a los beneficios de la madera sustentable o plástica, dieron cuenta que es un material más resistente a la corrosión, a la humedad, al cambio climático, a las plagas y duradero que la madera tradicional. Además, no se astilla y no requiere mantenimiento.

PORQUÉ LA PUESTA EN VALOR DEL PUENTE DE LA MUJER

● El 70% del deck de madera está muy desgastado por la gran cantidad de personas que lo caminan todos los días.
● El mástil blanco de casi 40 metros de alto se encuentra despintado.
● La estructura del puente tiene partes oxidadas y los clavos que sujetan el deck de madera están sueltos.