Después de 101 años, cerró el bar Billares Alenjo

Uno de los bares de billares más antiguos de la Ciudad de Buenos Aires cerró sus puertas. Se trata de Billares Alenjo, ubicado en el barrio de Boedo. Fundado en 1920, no resistió la pandemia y debió bajar la persiana. El local lo adquirió la perfumería Pigmento.

Alberto, uno de sus últimos dueños contó que el bar antes era el Teatro América. “Mi papá lo tiene desde 1960, ya era bar y billar. Él después le hizo unas reformas. Le cambió el mostrador y le puso más detalles españoles con jamones colgados. Fuimos los iniciadores de los sándwiches de pavita”, dijo.

Alenjo no sólo tenía billares y pool sino también juegos de salón. “Nunca se jugó por dinero”, repetía su dueño. Sus habitués podían disfrutar del ajedrez; dominó y cartas.

“Estoy muy triste. Nací con el billar. Va ligado a mi vida. A medida que la gente grande se va yendo, también con ellos se va el billar. No hay relevos. Cuando tenía diez años, todos los de 30 a 60 años jugaban al billar. Muchos de ellos ya no están y no dejaron herederos en el billar”, contó Alberto.

Cada vez menos bares mantienen intacta esta tradición de jugar con tres bolas o cuatro bolas. El billar que estaba arriba del bar La Paz no tiene habilitadas las mesas desde hace muchos años, aunque todo esta intacto. Boedo Billar Club sigue firme con su prestigio internacional. También siguen abiertos Los 36 Billares, La Academia y el San Bernardo, entre otros.

La Academia el mes que viene cumple 91 años. Supo tener siete mesas de billares. Las empezaron a sacar en el año 2000. Ho solo queda una sola de billas y seis de pool. Roberto López, su dueño, contó que: “El que juega al billar, se aburre en el pool. Tenemos además tres mesas de ping pong y dos de metegol. Viene poca gente a jugar al billar, hay que saber. Se juega con tres bolas a tres bandas y es difícil. El de cuatro bolas es a carambola y es más fácil. Hay que jugar bien para hacer carambola pegando en las bandas”.

La Academia está abierta de 7 a 2 de la mañana. La hora del billar cuesta 400 pesos, la de pool 200. Además hay que pedir una consumición.

En “Los 36 Billares” se puede ir de 7 a la 1 de la mañana. La hora de billar cuesta 190 pesos y la de pool 250.