Allanan un casino ilegal en Constitución

La Policía de la Ciudad detuvo a una mujer y dos hombres de nacionalidad dominicana que vendían droga dentro de una sala de juego clandestino. La misma estaba montada en el prirmer piso de un local comercial en Constitución al 1300, del barrio de Constitución.

Como resultado del procedimiento, los oficiales decomisaron dosis de cocaína, marihuana y dinero en efectivo logrado de la comercialización de los estupefacientes.

La investigación de la policía porteña comenzó cuando recibió una denuncia anónima que en el local de dos plantas se vendía droga. Con esa información se interiorizó del caso la fiscal Cecilia Amil Martín, que ordenó realizar las averiguaciones para determinar si efectivamente, en la calle Constitución al 1300, se comercializaba droga.

Es así que la Policía de la Ciudad encaró la pesquisa. Determinó que en el lugar, donde funcionaba un bar, efectivamente se vendía droga. Pero además vieron que en la planta alta del local operaba una sala de juegos clandestino.

Tras la recopilación de imágenes fotográficas y fílmicas, se pudo determinar que esa actividad ilegal era llevada a cabo por personas de nacionalidad dominicana. Una mujer era la que se desempeñaba como encargada del comercio y dos hombres se ocupaban de la venta en la vía pública como en el interior de ambos salones.

Con todas las pruebas reunidas, la Fiscalía autorizó un procedimiento denominado “comprador previo” que consiste en observar el ingreso de un comprador y una vez que sale del comercio, permitir que se aleje del lugar y proceder a su detención. Luego, al ser requisado, hallar entre sus pertenencias la sustancia adquirida lográndose su secuestro.

Con la orden de la jueza Natalia Ohman, se llevó a cabo el allanamiento del local y salón de juego ilegal, donde fue detenida la mujer. En el primer piso, se procedió al secuestro de un ladrillo de marihuana de 433 gramos y dinero en efectivo, además de 88 dosis de cocaína por un peso de 105 gramos, siete teléfonos celulares y una balanza de precisión.

En la planta baja, detrás de una estantería, se halló dentro de una bolsa de residuos la suma de 75 mil pesos.

Por su parte, la detención de los dos hombres se registró en la vía pública. Ambos fueron sometidos a una revisión médica, que corroboró que cada uno llevaba oculto en el ano envoltorios con 13,2 gramos y 3,1 gramos de cocaína.

Los tres detenidos, todos mayores de edad, fueron trasladados a dependencias policiales. Dos de los imputados reconocieron los hechos y se llegó a un acuerdo de avenimiento, con una pena de dos años de prisión en suspenso.