Ortorexia: Cuando comer sano se vuelve obsesión

Sábado, 12 de Agosto de 2017 - 05:49 hs

El culto al cuerpo es de lo más habitual hoy, todos conocemos a alguien que es así, quizás nosotros mismos. Son obsesivos por comer alimentos lo más sanos posible. Este comportamiento si se desarrolla con prudencia y control resulta gratificante. Sin embargo, si se sobrepasa el límite considerado normal y se convierte en una práctica compulsiva nos encontramos ante un serio problema: la ortorexia.

 

Este trastorno relacionado con la comida sana se basa en la obsesión patológica por comer comida considerada saludable; esto es, cuando comer sano se vuelve en el único motivo de tu existencia. Según varios estudios recientes, afecta al 28% de la población en los países desarrollados.

 

 

El término ortorexia, acuñado en 1997 por el médico estadounidense Steven Bratman, implica que quien la padece puede llevar a una falta de vitaminas, a la desnutrición y, en casos extremos, a la muerte por inanición. Los enfermos acaban por eliminar por completo de su dieta ciertos alimentos que contengan cualquier resquicio de colorantes artificiales o conservantes pero también cualquier tipo de grasas: evitan las carnes rojas, los lácteos, los huevos o los azúcares. No solo eso, ya que estructuran y planifican cada comida de su dieta con precisión matemática, pesando todos y cada uno de los alimentos y analizando minuciosamente sus componentes.

 

Evidentemente, al igual que la anorexia o la bulimia, al tratarse de una conducta que se traduce en un trastorno obsesivo-compulsivo debe ser tratada por un experto, que determine el tipo de tratamiento que debe de ejecutar quien sea ortoréxico.

#408