Lunes, 7 de Mayo de 2018

Del "no se si le gusto" a experto o experta en seducción

Por: VALERIA SCHAPIRA

He recibido en los últimos años cantidad de consultas sentimentales de todo tipo. Muchas, imposibles de dilucidar como “¿cómo sé si le gusto?”. Pero, ¿cómo podría yo aventurar una opinión, no asistiendo a ese relacionamiento puntual, a la interacción entre esas dos personas, desconociendo su historia, sus deseos y temores?.

 

La buena nueva es que, aprendiendo algunos básicos del lenguaje corporal, podemos detectar ciertas actitudes que funcionan como indicadores de si resultamos atractivos a otro.

 

Allan y Barbara Pease decodificaron con maestría el lenguaje de los gestos en su bestseller “El lenguaje del cuerpo”, que data de varias décadas. El libro contiene algunas máximas imperdibles, muchas de las cuales compartiré en este artículo, añadiéndoles mi toque personal. Es que los vínculos y las parejas cambiaron vertiginosamente estos últimos años, pero algunas cuestiones corporales funcionan casi de manera automática.

 

¿Sabías que las mujeres emitimos más señales que los hombres y que solemos ser bastante más hábiles a la hora de decodificarlas?


Estas son algunas claves que, si aprendés a “leer” te convertirán en un/a experto/a en seducción. Hombres y mujeres compartimos señales como las llamadas “miradas íntimas” que se sostienen en el tiempo, la actitud de rotar el cuerpo hacia la persona que nos interesa y dirigir un pie hacia ella, entre otras.

 

Cuando nos sentimos atraídos por alguien, dilatamos las pupilas al mirar; es por ello que los lugares poco iluminados se antojan más románticos. En ellos, por dicha dilatación, se genera la sensación de interés mutuo.

 

CUANDO EL HOMBRE CORTEJA:

 

-Suele comportarse con coquetería y arreglarse la ropa, aunque sea sacudiéndose una imaginaria suciedad.
-Puede llegar a acomodarse el cabello.
-Si está muy atraído sexualmente, destacará su zona genital con los pulgares en el cinturón, o pondrá las manos sobre las caderas señalando hacia la mujer o el hombre de su interés.
-Abrirá las piernas o las estirará si se encuentra sentado: estas acciones denotan interés erótico.

 

CUANDO LA MUJER CORTEJA:

 

-Acostumbra sacudir la cabeza, arreglarse el cabello o juguetea con el mismo.
-Puede exhibir las muñecas – zona erógena – y las palmas mientras conversa.
-Mira de reojo: esta es una estrategia de seducción femenina muy común. Sostener la mirada de otra persona para llamar su atención y luego desviarla es algo que se ve en cantidad de escenas románticas de series y películas.
-Invita al erotismo mediante sus labios, que en el imaginario remiten a la vagina. Maquillarlos o humedecerlos con la lengua es altamente sensual. Morderse el labio inferior o pasarse la lengua sobre los mismos – como quien va a comer algo sabroso – es una manifiesta señal de interés, aunque se haga de manera inconsciente.
-Cruza y descruza lentamente las piernas: es un gesto que erotiza y muchas mujeres utilizan a conciencia cuando quieren llamar la atención de alguien.
-También puede calzar el pulgar en el cinturón o en un bolsillo como señal de seducción.

 

VALERIA SCHAPIRA   Periodista, experta en relaciones para Match

#328